• ............................................................................

    ............................................................................

    ¿Qué tipo de DJ quieres ser, de calidad o de cantidad?

    Con el gran número de DJs que hay en la actualidad deberías hacerte una pregunta clave ¿Qué tipo de DJ quieres ser, de calidad o de cantidad?.
    Aunque no lo parezca, esta decisión puede cambiar drásticamente tu forma de ver esto de pinchar. Da igual el o los géneros musicales que te gusten como DJ, si eres productor o no, si eres DJ móvil o de discoteca, todos los DJs tienen en común que consciente o inconscientemente en algún momento de sus carreras han tenido que elegir qué tipo de DJ quieren ser.


    Los DJs de calidad

    Sin duda es la opción que más trabajo requiere, para llegar a ser un DJ de calidad has de invertir mucho tiempo, tienes que practicar y formarte constantemente. Y ni siquiera eso te garantiza que al final obtengas la calidad que buscas. Este proceso puede durar muchos años y por lo tanto tienes que estar preparado para que mezclar y seleccionar música se convierta en casi una obsesión durante buena parte de tu vida.

    Sin duda es la opción que más trabajo requiere, para llegar a ser un DJ de calidad has de invertir mucho tiempo, tienes que practicar y formarte constantemente. Y ni siquiera eso te garantiza que al final obtengas la calidad que buscas. Este proceso puede durar muchos años y por lo tanto tienes que estar preparado para que mezclar y seleccionar música se convierta en casi una obsesión durante buena parte de tu vida.
    Ser un DJ de calidad ofrece las siguientes ventajas:

    -La principal ventaja es que los DJs de calidad casi siempre tienen una larga carrera por delante: A no ser que ellos mismos decidan retirarse por diferentes motivos (están cansados del nivel de exigencia que se autoimponen, se hacen mayores, tienen problemas con las drogas, forman una familia o cualquier otra razón de peso). Lo normal es que durante muchos años estén a un nivel muy alto y lógicamente eso influye en que los promotores, otros DJs, dueños de discotecas, etc. los llamen continuamente para contar con ellos en sus eventos.

    -Ganan mucho más dinero: Más calidad implica también más dinero, los Mercedes siempre se van a vender más caros que los Renault por ejemplo, y en el mundo del DJ esa constante también se da. Al final el tiempo que has invertido en ser un DJ de calidad se ve casi siempre recompensado con la cantidad de dinero que vas a ganar que suele ser bastante.

    -Trabajan menos: Aunque parezca una paradoja, en realidad los buenos DJs trabajan menos porque pinchan en fiestas más potentes donde comparten cartel con DJs de su misma calidad o superior. Los DJs de calidad no empiezan los eventos sino que básicamente son colocados en los mejores horarios para que sean el reclamo de la fiesta. Por lo tanto, al final pinchan menos tiempo y en mejores condiciones, pueden llegar más tarde al evento y permanecen menos tiempo en el mismo, lo que al final se traduce en que trabajan poco en comparación con los DJs de cantidad.


    Los DJs de cantidad

    Los DJs de cantidad son aquellos que conscientemente o no han decidido invertir menos tiempo en ser mejores DJ, por lo tanto su sueldo, reputación y la cantidad de trabajo suele ser inferior a la de los DJs de calidad.

    Al final lo que se hace es compensar la calidad con la cantidad y eso genera muchas desventajas:

    -Sus carreras son más cortas: Es normal, tienen que pinchar el doble para ganar lo mismo o menos que los DJs de calidad, lo que al final da como resultado que se “quemen” antes. Un DJ de cantidad debe pinchar en muchas fiestas, primero para ganar dinero y segundo para tener un mínimo de reconocimiento. El DJ de calidad lo consigue gracias a que convence con su trabajo, en cambio el DJ de cantidad tiene que compensarlo con el número de fiestas en las que actúa durante el año. Eso sí, no es lo mismo que te reconozcan y te paguen por tu valía que lo hagan simplemente porque eres un habitual de las fiestas de tu ciudad.

    -Ganan menos dinero: Algo que es de menos calidad automáticamente cuesta menos dinero, Carl Cox cobra mucho más dinero que el DJ de moda de la discoteca de tu ciudad porque muy probablemente Carl Cox es mejor DJ y punto. No hay otra explicación posible, sino te concentras en ofrecer calidad jamás cobrarás lo que realmente crees que mereces.

    -Trabajan muchísimo más: Es algo irremediablemente lógico, la falta de calidad se compensa con trabajo, los DJs de poca calidad tienen que trabajar más para compensar esa falta de calidad. Cuando un DJ de calidad cobra por ejemplo 300 euros, el DJ de cantidad se tiene que conformar con cobrar 150. Por lo tanto al final un DJ de cantidad debe trabajar el doble para ganar lo mismo que un DJ de calidad.



    Conclusión

    Gracias por llegar al final, las 700 palabras que has leído hasta ahora se resumen en estas reflexiones.
    No te centres en ser un DJ, diseñador, programador, ingeniero, jardinero, etc, del montón sino en ser alguien que ofrezca un mínimo de calidad.

    DJs malos hay muchos y son muy fáciles de “reponer”, hay más DJs malos esperando ocupar su lugar. Si de verdad te gusta esta profesión invierte todo el tiempo y los recursos necesarios para llegar a ser un DJ de calidad. Desgraciadamente si no es así tu carrera probablemente será muy corta, ganarás poco dinero y encima trabajarás más para ganar menos.
    Y por último, recuerda que el camino no es fácil, te llevará mucho tiempo y dolores de cabeza pero al final merecerá la pena porque el verdadero éxito no está en llegar a la meta sino en disfrutar durante el camino

    Fuente y texto: tecnologiadj

    VIDEOS DE RECOMENDACION


    Baixe o RadiosNet e ouça milhares de rádios no seu celualr ou tablet

    Ouça nossa rádio em seu celular ou tablet com Android ou no iPhone e iPads